lunes, 2 de marzo de 2009

La "Ribera" del Dobra, mi botella "oxigeno" en los Picos.

Hola compañeros

Así es, si hay un lugar en los picos donde servidor pretende desconectar con el mundo, abstraerse y "reiniciarse asimismo" ese lugar está en ... Amieva !!!!

Los que más me conoceis, seguramente ibais a apostar decididamente por el Jou de los Cabrones, pero no, eso supondria "mucho esfuerzo" y para "cargar las baterias" uno tiene que decantarse desgraciadamente por algo más cercano a la Civilización.

Lo bueno de esto, es que este lugar en concreto del que hablaré lineas más adelante, pasa casi desapercibido pese a su cercania con lugares frecuentados por los montañeros que se adentran por esta parte de los picos.
Ceremal es un bonito recoveco del Dobra, donde este "bravo" río, se amansa de tal manera que parece una "imitación" del verdadero Dobra, sin embargo, cuando uno se refresca en esas aguas, notará la cruda realidad, las frias aguas del Dobra, son las que efectivamente atraviesan Ceremal.
"Meandro" del Dobra a su paso por Ceremal

Hace ya unos añinos que conozco este precioso enclave del Cornión, desde aquella primera visita quedé impresionado. Muchos de vosotros habreis pasado cerca de él, o incluso lo conoceis perfectamente. El estar rodeado de grandes paredes, puede que le reste gracia por su "empozamiento", o todo lo contrario, le dé gracia al asunto.
Valle de Ozania con sus conocidos "Seos" desde Ceremal y Pte Ceremal, respectivamente


En una de mis visitas "rutinarias" a Ceremal, hace ya años, junto a mi amigo Enolín, y su moto, el único medio de transporte con el que contábamos, para visitar Asturias y los picos, nos encontramos en este paraiso, con el bueno de EVARISTO, pastor de Amieva con tierras en Ceremal. Recuerdo aquella tarde veraniega, en el porche de su cabaña, con una agradable y larga charla sobre muchos asuntos, tanto de los terrenos que cercan los alrededores como sus aventuras antaño por el continente Americano, como muchos otros mayores de nuestra tierra. Aquella tarde se hizo corta con la compañia de Evaristo, el "problema" ye que tanta charla, y su añeja botella de DYC, perdia de una manera ... y menuda pa volver pa Gijón !!!

El otro dia, camino de Ceremal, me iba acordando de mi amigo Evaristo, habia vuelto varias veces, pero no lu pillaba en su retiro vespertino, en su "tesoro", me daba pena. Que recuerdos aquellos !!!. Caminaba cabizbajo acercandome al puente que cruza la Riega de Fuente Prieta, cuando me topo en el camino con Evaristo !!! No podeis imaginaros la alegria que me produjo, volver a encontrarmelo. Abrazos y recuerdos pasados de otras visitas, y como no, me volvió a reiterar lo de casi siempre, tenemos un enclave único !!!, un tesoro, que naturaleza a nuestro alcance., pero que tenemos que cuidarla !!!!. Sabias palabras. "Y que quiten el tendiu de la senda, que estropea el paisaje". Que razón tienes Varis !!! El presumia de conocer Yellowstone y Yosemite, pero que se quedaba con sus Picos, con las montañas de su casa, y pa apostillar su tesis, le dije que el "Oso Yogui" abandonó America por Asturias, asi que será por algo, no?

El Bueno de Evaristo camino del Restaño, despues de su paseo vespertino

La cabaña de Evaristo


Rememorando la vistas que se tienen desde el extremo derecho del bancu de la cabaña de Evaristo
El Cantu Cabroneru y su preciosa cresta norte

Despues de todo, solo faltaba regresar. El Valle de Angón, la Sierra de Amieva, o el Canillín "El centinela de los Beyos" creo que era un buen colofón, pa coger oxigeno de nuevo.

Las búcolicas praderas de Angón, con el telón del entorno de Ordiales y la Sierra Mercader

La nieblas del atardecer, envuelven las cimeras de la Sierra de Amieva


El "Centinela de los Beyos" preparado para la guardia nocturna sobre el fantástico desfiladero

Hasta pronto compañeros